PIDE INFORMACIÓN DE ESTOS PRODUCTOS

20/10/20

Pavimento antideslizante: total seguridad y confort para el peatón

Los pavimentos urbanos deben permitir la utilización y el uso de la vía pública exterior con total seguridad y confort para el ciudadano. Es necesario establecer relaciones entre las necesidades del peatón y los requisitos que deben cumplir los entornos urbanos, adecuando la ciudad al peatón, que debe ser introducido como variable y principal protagonista, atendiendo a su diversidad (edad, movilidad, utilización de productos de apoyo).

Hay una serie de factores que se suelen tener en cuenta a la hora de elegir un tipo de pavimento: el color, la forma, el diseño. Además, dos de las propiedades que deben poseer los suelos de exterior son la durabilidad y resistencia a las inclemencias meteorológicas, como el efecto del sol y el calor, las lluvias o las heladas. Sin embargo, existen otras cualidades igual de importantes que quizá no son siempre tenidas en cuenta, como es el caso del fácil mantenimiento, o el antideslizamiento.

Según la OMS cada año se producen 37,3 millones de caídas cuya gravedad requiere atención médica. Los mayores de 65 años son quienes sufren más caídas mortales. De hecho, las caídas son la principal causa de accidentes en personas mayores de 60 años, y entre 5 y 10% de ellas resultan en lesiones graves.

Las características de los pavimentos son determinantes para evitar que se produzcan caídas. Dependiendo de las cualidades y acabados, el pavimento será capaz de evitar y reducir la velocidad de deslizamiento y con ello la reacción del individuo, aumentando o disminuyendo el desequilibrio y por tanto, evitando la caída.

Las personas mayores, los discapacitados físicos con movilidad reducida, o aquellos que utilicen productos de apoyo, como muletas o bastones, son las más afectados y propensos a sufrir resbalones o tropiezos.

La importancia y la intensidad del uso para el que definamos un espacio (peatonal, rodado, mixto) y los posibles recorridos que se generen, son requisitos a tener en cuenta a la hora de seleccionar un pavimento. En definitiva, garantizar un espacio público cómodo y seguro para todas las personas.

A la hora de escoger el pavimento antideslizante también hay que conocer cómo afecta el paso del tiempo y qué propiedades se van perdiendo. En general, los pavimentos son más resbaladizos cuando están mojados, de ahí la importancia de conocer las características asociadas a los pavimentos antideslizantes como su capacidad de drenaje y el diseño de las pendientes.

Nuestra gama de pavimento horizontal tiene una gran resistencia al deslizamiento, lo que lo hace adecuado para una variedad de instalaciones al aire libre como calles peatonales, plazas, paseos…

Nuestro pavimento antideslizante está diseñado para pavimentar cualquier tipo de entorno arquitectónico, público, privado o paisajístico.

Si necesita que le ayudemos a encontrar el pavimento antideslizante adecuado para su proyecto no dude en contactar con nosotros. Nuestro equipo de expertos está siempre disponible para responder a todo tipo de consultas relacionadas con los productos que comercializamos. En todo momento recomendaremos lo mejor para su obra.